El proyecto CUCO lo formamos Jose Angel EA5HIR y Agustín EA5GSY respaldados por un gran grupo de radioaficionados. Empezamos buscando la excusa para reunirnos los fines de semana y pasar un tiempo en torno a la radio con actividades al aire libre. Ahora ese grupo de amigos se ha multiplicado y desde cualquier punto de España y el mundo se puede formar parte de el. El Cuco es la típica construcción agrícola que antaño encontrábamos en los viñedos de La Mancha, sirviendo de refugio y hogar durante las jornadas de trabajo. Actualmente hay algunos en la Manchuela Albaceteña, recordando la dureza de la naturaleza y la fragilidad del hombre que busca protegerse. En la frontera entre Madrigueras y Motilleja, donde desarrollamos muchas de nuestras actividades, se encuentra un Cuco que nos recuerda el ingenio y la humildad de nuestros predecesores. De ellos aprendemos y hacemos bandera.

Hemos cumplido seis años y esperamos que sean muchos más. Un camino que comenzó en busca de compartir experiencias, buenos momentos con nuestros amigos y siempre con la radio como punto de partida y que no nos ha defraudado en absoluto. Ahora somos más, algunos con la experiencia de habernos conocido físicamente en alguna de las actividades y muchísimos, todavía, a la espera de ese momento. En nuestro hobby no hay distancias o mejor dicho nuestro objetivo cuando encendemos el equipo es que no las haya. Eso solo lo entendemos los radioaficionados y nosotros lo hemos conseguido. El CUCO Team lo formamos ahora más de 100 entusiastas de todos los rincones de España y de 28 países que nos siguen a través del Blog diariamente. Nos llaman, nos escriben, nos dan ideas, nos preguntan, nos corrigen y sobre todo nos animan a seguir y crecer. El CUCO es una experiencia entorno a la técnica, la naturaleza y la amistad, así lo resumiría después de este tiempo.


jueves, 5 de marzo de 2020

Los 18 metros, aun sin antena, sorprendentes.

Es una de esas bandas que nos ofrece la hf para los que nos gusta ver y escuchar indicativos que nos obligan a mirar en el mapa mundial o en las listas de prefijos. En el momento que dudamos de su procedencia y no terminamos de localizar con exactitud su origen, el gusanillo curioso e inquieto del radioaficionado vuelve a urgarnos el estómago. ¡Que sensación mas maravillosa! Volvemos a los orígenes.

Quiero mostraros un pequeño vídeo grabado con mucha rapidez, intentando trasmitir la sorpresa del momento. Un vídeo sencillo, con pequeño equivoco incorporado al mencionar los 20 metros en lugar de 15. Un vídeo que no he querido recortar ni rectificar, mas que por medio de un texto subtitulado, sin dejar duda de lo que digo. Un intento de mostrar un momento de sorpresa y satisfacción en una tarde de radio de un ham con muchos años de práctica. Prueba de los pequeños grandes momentos con que nos conformamos en esta bonita afición. 


Hablando con algún recién llegado a la radio, intenté hace unas semanas situarle en lo que hacíamos hace 30 años. Un ejercicio que recomiendo a todos para sentirnos orgullosos de ha donde hemos llegado y la radio que hoy practicamos, fruto de un desarrollo tecnológico desmedido en muchas ocasiones y nunca suficientemente valorado. Ojo, hay que valorar, que NO "poner en valor". Y ahora podemos imaginar. Imaginar como estará el panorama en 2050, dentro de otros 30. Quizá este blog siga en la inmensidad de la Red entonces y podamos revisar esta entrada...

La radio es diversión y amistad, pero también desarrollo, investigación, IMAGINACIÓN. Y es lo que quiero destacar en estas lineas. No cerremos ventanas y puertas. Pensemos en lo imposible, ¿que podemos perder?. Posiblemente los finales de la emisora por emitir en frecuencias para las que no tenemos antena. Sin embargo a veces, solo ocasionalmente y por sorpresa, suena la flauta y resulta que cruzamos el Atlántico en 17 metros con una antena (Bazooka Cuco, claro) de 40/60.

No te canses de experimentar y compartirlo. 73

No hay comentarios:

Publicar un comentario