El proyecto CUCO lo formamos Jose Angel EA5HIR y Agustín EA5GSY respaldados por un gran grupo de radioaficionados. Empezamos buscando la excusa para reunirnos los fines de semana y pasar un tiempo en torno a la radio con actividades al aire libre. Ahora ese grupo de amigos se ha multiplicado y desde cualquier punto de España y el mundo se puede formar parte de el. El Cuco es la típica construcción agrícola que antaño encontrábamos en los viñedos de La Mancha, sirviendo de refugio y hogar durante las jornadas de trabajo. Actualmente hay algunos en la Manchuela Albaceteña, recordando la dureza de la naturaleza y la fragilidad del hombre que busca protegerse. En la frontera entre Madrigueras y Motilleja, donde desarrollamos muchas de nuestras actividades, se encuentra un Cuco que nos recuerda el ingenio y la humildad de nuestros predecesores. De ellos aprendemos y hacemos bandera.

Hemos cumplido seis años y esperamos que sean muchos más. Un camino que comenzó en busca de compartir experiencias, buenos momentos con nuestros amigos y siempre con la radio como punto de partida y que no nos ha defraudado en absoluto. Ahora somos más, algunos con la experiencia de habernos conocido físicamente en alguna de las actividades y muchísimos, todavía, a la espera de ese momento. En nuestro hobby no hay distancias o mejor dicho nuestro objetivo cuando encendemos el equipo es que no las haya. Eso solo lo entendemos los radioaficionados y nosotros lo hemos conseguido. El CUCO Team lo formamos ahora más de 100 entusiastas de todos los rincones de España y de 28 países que nos siguen a través del Blog diariamente. Nos llaman, nos escriben, nos dan ideas, nos preguntan, nos corrigen y sobre todo nos animan a seguir y crecer. El CUCO es una experiencia entorno a la técnica, la naturaleza y la amistad, así lo resumiría después de este tiempo.


martes, 14 de julio de 2020

Difícil elección

Al taller de los Cucos, de vez en cuando, llegan unos paquetes "inquietantes". 


En realidad es una forma de hablar para darle cierto interés al asunto. Sabemos muy bien lo que contienen, aunque a veces supera nuestras expectativas y nos llevamos sorpresas. No voy a poner aquí la foto de uno de esos, pero si su contenido. Atención a lo que nos llegó hace unas semanas.



No se trata de ningún regalo, no. Una de las posibilidades cuando alguien no tiene tiempo o herramientas adecuadas es la de enviar lo que quiere poner en su rack y nosotros hacemos el trabajo. Como en muchas ocasiones, antes tenemos que conocer las intenciones para adecuar el rack mas indicado a las características de su uso y aparatos a colocar. En ocasiones este proceso es rápido, claro y mas allá de las complicaciones que surgen sobre la marcha, en un tiempo prudencial estará listo y en uso. Otras veces, todo lo contrario, aunque al final siempre conseguimos acercarnos mucho a la idea original. Pero hay casos... que suponen un auténtico reto a las mentes y llegan a ser necesarios unos paracetamoles para apaciguar las bravías aguas mentales. 

El blog tiene material mas que de sobra para comprobar cualquier situación que podamos imaginar se nos halla planteado en estos años de Cuco. Sin embargo hoy tenemos novedad. Paso a paso os mostramos el desarrollo de la "pesadilla", con todo el cariño.

ABRIENDO.

Todo el material nos llegó perfectamente empaquetado o en maletas de transporte acolchadas.


ELEMENTOS AUXILIARES.
.



RESTO DE COSAS.



Y ahora lo bueno... hay que meterlo todo aquí.



Repartido en tres bandejas de hierro.

En este caso el amigo nos envió hasta un rack que ya tenía en uso hace tiempo de la marca Gator con intención de aprovecharlo. Como partidarios totales del reciclado y aprovechamiento, le pusimos todo el interés posible para ver soluciones.

La solución, en unos días.

REFLEXIÓN. Cuando nos enfrentemos a un proyecto, como este por ejemplo, debemos tener en cuenta varios factores. Practicidad, necesidad, posibilidad, pueden ser algunos de ellos. Debemos plantearnos si instalar una gran torre llena de aluminios con antenas para muchas bandas, activas, de última generación, es lo mas adecuado cuando en nuestro qth tenemos rachas de 170Km con las tormentas de verano y a nuestro vecino ya se las ha roto varias veces. Plantearnos si es necesario duplicar bandas y equipos cuando solo tenemos una boca y dos manos en la estación portable que estamos preparando y no somos capaces de gestionar tres estaciones a la vez. Plantearnos la posibilidad de mover un rack que pasará cerca de los 50Kg. Etc.

Quiero adelantar que encontramos una alternativa muy práctica, posible y que facilitará su uso de manera notable. Seguro que se disfrutará mucho de la radio próximamente. Gracias a nuestro amigo radioaficionado que pensó en nosotros para acabar este proyecto.

73


No hay comentarios:

Publicar un comentario