El proyecto CUCO lo formamos Jose Angel EA5HIR y Agustín EA5GSY respaldados por un gran grupo de radioaficionados. Empezamos buscando la excusa para reunirnos los fines de semana y pasar un tiempo en torno a la radio con actividades al aire libre. Ahora ese grupo de amigos se ha multiplicado y desde cualquier punto de España y el mundo se puede formar parte de el. El Cuco es la típica construcción agrícola que antaño encontrábamos en los viñedos de La Mancha, sirviendo de refugio y hogar durante las jornadas de trabajo. Actualmente hay algunos en la Manchuela Albaceteña, recordando la dureza de la naturaleza y la fragilidad del hombre que busca protegerse. En la frontera entre Madrigueras y Motilleja, donde desarrollamos muchas de nuestras actividades, se encuentra un Cuco que nos recuerda el ingenio y la humildad de nuestros predecesores. De ellos aprendemos y hacemos bandera.

Hemos cumplido seis años y esperamos que sean muchos más. Un camino que comenzó en busca de compartir experiencias, buenos momentos con nuestros amigos y siempre con la radio como punto de partida y que no nos ha defraudado en absoluto. Ahora somos más, algunos con la experiencia de habernos conocido físicamente en alguna de las actividades y muchísimos, todavía, a la espera de ese momento. En nuestro hobby no hay distancias o mejor dicho nuestro objetivo cuando encendemos el equipo es que no las haya. Eso solo lo entendemos los radioaficionados y nosotros lo hemos conseguido. El CUCO Team lo formamos ahora más de 100 entusiastas de todos los rincones de España y de 28 países que nos siguen a través del Blog diariamente. Nos llaman, nos escriben, nos dan ideas, nos preguntan, nos corrigen y sobre todo nos animan a seguir y crecer. El CUCO es una experiencia entorno a la técnica, la naturaleza y la amistad, así lo resumiría después de este tiempo.


viernes, 16 de octubre de 2020

¿Dos dipolos monobanda o uno bibanda?

 

Es una cuestión que en más de una ocasión hemos traído al blog. Hace unos días nos volvían a hacer esa consulta y lo cierto es que, a propósito, no quisimos contestar, al menos no con una respuesta concreta. Y la razón creo que es sencilla. Cada radioaficionado tiene unas condiciones y ante limitaciones de espacio, cables de bajada al cuarto de radio, espacio entre dipolos, etc, debe ser el propio interesado el que analice su realidad y se adapte a ella. Bien es cierto que el colega vio que le salía casi igual un dipolo de 40m y otro de 80m que un bibanda de 40-80, ahora le toca estudiar sus condicionantes y ser realista. Es una VERDAD Universal que el radioaficionado no tiene lo que quiere, sino lo que puede y es muy complicado vivir en una finca con bonita terraza, agradables vecinos y autoridades locales condescendientes y conocedores de nuestra labor altruista cuando nos necesitan y de desarrollo y práctica tecnológica, al menos en un alto porcentaje. Todo radioaficionado, ante un cambio de casa, mudanza, traslado, lo primero que analiza es el tejado, las terrazas vecinas, las líneas eléctricas, etc. Del mismo modo, ninguna de nuestras parejas lo sabe. Por lo tanto, cada uno sabe lo que puede y lo que no. Lo que tiene o tendrá en el tejado y lo que le gustaría. Pues eso, así de claro.

Por otro lado, esta semana hemos terminado un rack para Protección Civil con emisoras analógicas-digitales y todos los complementos internos. Un trabajo muy reconfortante que nos ha permitido incorporar materiales nuevos en los soportes de emisoras y pequeños detalles gracias a la maquinaria incorporada por los colaboradores de CUCO. En el taller tenemos un armatoste tamaño arcón congelador que corta y graba al laser y que nos está permitiendo trabajar en precisión de menos de un milímetro, mucho mas profesional que el anterior láser.

 


 

 

El trabajo lo llevamos muy tranquilo por las medidas de seguridad COVID pisando el mínimo tiempo posible el taller y compartiendo el espacio lo mas distantes posible. Sin embargo para mostraros detalles de construcción como las trampas de las bibanda hay que acercarse y captar el cuidado y detalle artesanal de su construcción.







Estamos a disposición como siempre y sacando nuevos proyectos. Este fin de 2020 será muy activo para los cucos y esperamos seguir recibiendo ideas para no parar. A ver si el próximo año viene  mejor y nos deja vivir en paz, con nuestras aficiones y compartiendo buenos momentos con todos vosotros. 73

miércoles, 9 de septiembre de 2020

!Cuidado¡ Tormentas

 Estamos en un tiempo complicado en cuanto a lo meteorológico y no debemos descuidar las precauciones básicas cuando somos dueños de instalaciones de antena. Hoy día tenemos alternativas muy interesantes a la hora de elegir diferentes tipos y materiales, junto al aluminio vemos antenas de fibra, dipolos, antenas de hilo. No quiero entrar en el tema de torres o mástiles, vientos y todo lo necesario para arriostrar. En definitiva un buen número de elementos metálicos que en esas circunstancias de tiempo inestable y relámpagos en el horizonte, no nos da seguridad ninguna.

Eliminando riesgos, gran parte de las antenas de vhf y uhf están recubiertas de fibra de vidrio. Otras metálicas, al aire, están cortocircuitadas a masa y dificultan la bajada de electricidad en caso de descarga, hasta el cuarto de radio. En cualquier caso, los que hemos tenido alguna experiencia desagradable en este sentido, nos falta tiempo para desconectar latiguillos y aislarlas del interior del hogar.

Pero no todo son descargas directas y desastre total. En muchísimas ocasiones un caída de rayo cercana al qth, una chispa desviada o una sobrecarga de estática en el aire son mucho mas habituales y pueden darnos el día. Como radioaficionados y por tanto preparados en la materia, todos sabemos los pasos a seguir para tener un cuarto de radio seguro, en lo posible. Tomas de tierra en condiciones y sistemas de derivación adecuados. Pero surge una pregunta, ¿puede afectar una descarga eléctrica a nuestro dipolo o antena de hilo? Pensemos que la bazooka es un dipolo cerrado, sin elementos metálicos expuestos. Los botes son de aluminio anodizado (no conductor) y están llenos de resina. Las soldaduras están protegidas por ese elemento aislante y no hay aire en su interior, tampoco. Pero en ese caso... ¿como es posible que esta semana nos hallan llegado dos antenas afectadas por  tormenta eléctrica?


Primero: sabemos que han sido afectadas ya que las han cortado en su continuidad y las bazooka son dipolos cerrados y por lo tanto cortocircuitados en dos puntos.

Segundo: abrimos las puntas y vemos esto.




Puntas quemadas. Cobre negro

Las puntas quemadas y de color negro no dejan dudas.

No hay signo alguno externo. Ni quemazones ni plásticos deteriorados. Se trata de una bazooka de 7 Mhz. El efecto puntas en cualquier circuito eléctrico y mas en altos voltajes provoca ese resultado al disipar la corriente como final de circuito. Es parecido al efecto que en un dipolo tradicional de hilo (abierto) se produce cuando transmitimos y medimos con un polímetro en sus puntas.

Seguidamente abrimos el segundo dipolo, una bibanda de 40-80 metros que se encontraba cerca del anterior. El dueño nos dijo que tras una gran tormenta los dos dejaron de tener ROE controlada, el de 40 metros se disparó y el bibanda se fue también en el tramo de 80 metros, no así en el de 40.

El procedimiento en estos casos es muy sencillo, basta con medir continuidad antes y después de los puntos de cortocircuito, antes y después de todos los botes. En el caso de la bibanda se complica un poco ya que también hay que comprobar las bobinas de coaxial y eso nos obliga a desarmarlos cuando el fallo no es evidente.


En el caso de la monobanda desarmamos los dos botes pequeños donde se unen malla y vivo con hilo fin de rama y vimos que el estaño estaba derretido y vuelto a soldar, sin duda por efecto de la descarga, dejando un fallo de conexión en ambos lados. Nosotros soldamos nuestro estaño a 295 grados centígrados, como curiosidad. Al estar envuelto en resina y cola, esta sujetó el conjunto y la antena siguió íntegra en el mástil.

Pero hay una pregunta que sigue en el aire. ¿Por donde entró la chispa a las antenas si no afectó a nada mas? Esa es la cuestión. En un dipolo cerrado como es la bazooka y sin "puertas de entrada", ¿como es posible? Pues la única respuesta con cierta validez y una vez consultado a los que entienden de tema eléctrico es que pudo producirse una descarga eléctrica en suelo, elemento metálico próximo, o carga severa de estática en la zona que derivara a tierra y una mínima parte de esa energía recorriera por masa diferentes elementos o estructuras cercanas, afectando por masa a las dos antes que disiparon por sus puntas finales le energía sin daños a aparatos eléctricos en casa pero que llegaron a derretir las soldaduras y provocar un efecto de fallo en soldadura fría de estaño.


Las antenas han sido reparadas en su totalidad, desdeñando la de 40 monobanda ya que era mas cara su reparación que una nueva.


Cuidadito con las tormentas. Cable desconectado,daño abortado. Mucha radio a tod0s. 73

martes, 25 de agosto de 2020

Trabajo realizado. Un "combo" tuneado y de high fidelity.

 Un mes se nos ha ido entre unas cosas y otras hasta poder entregar un encargo que nos tuvo ocupados durante el confinamiento y que en las últimas semanas os presentamos en el blog. Si recordáis os comentamos la tarea que llevábamos entre manos y que titulamos http://bazookacucoyotrosinventos.blogspot.com/2020/07/dificil-eleccion.html , difícil elección. En aquel momento con muchas cosas que colocar en poco espacio y con un peso que nos asustaba solo de pensarlo. Tras muchos minutos de teléfono con su dueño y varios planteamientos sobre la mesa, decidimos afrontar un montaje doble, en dos rack, con dos tipos de agrupamiento de equipos que fueran realmente prácticos y que permitieran a su dueño tener variedad de bandas, elementos como acoplador o alimentación a 220V, 12V o incluso conectable uno al otro para cuando estuvieran en qth como estación fija o los dos o por separado en estación portable. Todas las posibilidades de uso en un espacio reducido de dos rack de 4U cortos.

Cuando ya estaba claro que serían dos rack nuevos, cortos y de 4U, decidimos el agrupamiento del equipamiento de modo que en uno tuviéramos vhf, uhf y 27-28-29Mhz y en el otro una multibanda Yaesu FT 857 con alguna peculiaridad.

Fueron varios equipos los que descartamos meter en los rack, como un amplificador de 10 metros, una regleta de fusibles y unos altavoces. Creo que fue una muy buena decisión.


Primero montamos el rack de la multibanda Yaesu:  


Sobre dos bandejas de aluminio con una fuente Alinco en el piso de abajo y acoplador y equipo arriba.


La peculiaridad de este montaje, al que antes me refería, es la posibilidad de utilizar una antena multibanda de cualquier tipo al acoplador LDG y del mismo modo usar una ATAS de Yaesu directa a equipo para acoplamiento automático desde la 857. Evidentemente, ha de poder hacerse sin desconectar latiguillos, de modo rápido fiable y sin pérdida de tiempo. Para lograrlo aprovechamos los selectores que su dueño nos mandó junto al resto de elementos y con dos palancas accesibles desde el frontal y trasera se tardan dos segundos en hacerlo.




El espacio libre se dejó a propósito para acceder fácilmente a todo y tener una imagen de la configuración de selectores y antenas rápida y sin complicaciones.

En cuanto a la parte eléctrica, este es el aspecto de la trasera.



Al colocar la fuente Alinco, nos evitamos gran parte de la regleta de conexiones, solo teniendo entrada y salida de 12V por Anderson para utilizar el rack en solitario o conectado al otro.


Un rack muy sencillo y eficiente que se entregó el pasado domingo a su dueño junto a un segundo que os presento ahora.


Para el segundo teníamos claro que debían entrar un equipo de 10m y un bibanda vhf uhf. Por el reparto de peso y tras analizar lo mas práctico del tema que es el peso y comodidad de transporte, decidimos estirarnos en cuanto a esfuerzo creativo. Creo que cumplimos con la premisa y este fue el resultado:


Empiezo por la trasera. Piso inferior con fuente de 15A 12V. Sistema relé para conmutar entre 220V o 12V. Regleta de conexiones con dos entradas de antena, bananas de 12V, Anderson IN y OUT 12V, Enchufe 220V con interruptor, filtro y fusible, Dos tomas usb y medidor de voltaje. Piso superior con dos equipos.


Detalle de la fuente conmutada y relé.



Y ahora pasamos al frontal. Primera prueba:

Equipos listos para su uso.


Prueba en madera con la cortadora láser. Decidimos colocarle dos altavoces nuevos frontales, aprovechando el espacio interno, lo que daría una calidad de audio muy cómoda. Y a continuación el desparrame total. Cambiamos la madera por metacrilato...





...y le ponemos luz led de bajo consumo.








Un escritorio o zona de trabajo iluminado perfecto para qth o expediciones.

Un proyecto que nos llegó días antes del confinamiento, al que hemos dedicado un sin fin de tiempo, muy a gusto. Ahora ya está en destino. Esperamos que sea motivo de disfrute y de mucha y buena radio. Pasamos al siguiente proyecto y a una nueva remesa de bazooka que esperan la libertad del taller de los Cucos para en breve estar en cualquier cualquier lugar del Mundo.


73




martes, 11 de agosto de 2020

Mantenimiento anual.

 En cualquier momento y especialmente cuando pasamos periodos con mucho trabajo o en condiciones climáticas de estrés. El mantenimiento de nuestras estaciones de radio y sus elementos debe organizarse periódicamente como una obligación, al menos si no queremos llevarnos sorpresas desagradables. Mas aún si disponemos de segunda residencia o estación alternativa que solo vamos a utilizar un tiempo muy breve anualmente o de manera esporádica. Hay colegas que realizan auténticas operaciones de reacondicionamiento, incluso con sustitución de bajantes coaxiales. Seguramente, esto no es lo mas común, pero al menos una revisión de antenas, anclajes, coaxiales y conectores, sea los mas básico y aconsejable.

Hace unos días organizamos una salida para el ajuste de la instalación del R3 en Albacete, a unos 1200m de altura y con un acceso alpinista nivel bajo. Sirva esta entrada al blog como una mini guía de consideraciones en una jornada de mantenimiento.

De Izquierda... EA5HIR, EA5I, EA5SW, EA5GTE
Izquierda a derecha EA5HIR, EA5I, EA5SW, EA5GTE


Lo primero es tras consultar la previsión meteorológica, calcular los tiempos de desplazamiento, el acceso y reparto de cargas, ventana de tiempo para realizar toda la operación y vuelta a lugar seguro, evitando sobre temperaturas.


En nuestro caso el planing fue de levantarnos a las 5:30 AM. Quedada en punto de recogida para utilizar un solo vehículo, 7:00 AM. Llegada al repetidor 08:15AM. Estos márgenes son los mas importantes, el tiempo de repaso de la instalación no podemos preverlo con seguridad y ese es el variable que nos puede trastocar una mañana agradable.


Repetidor sustituto. Encima, sistema APRS. Toda la instalación es telecomandada a distancia y nos permite conectar o pasar a reposo antes de agotar baterías. Igualmente se dispusieron cámaras que por internet nos evita subir cuando algún chivato nos pone en aviso por mal funcionamiento de algún sistema.

El maduro teltronic se viene a casa para una profunda puesta a punto.

El ajuste de cabidades se realizó para un pequeño desajuste que volverá cuando cambien las temperatura y pasemos de +45º a -15º, dentro de unos meses.


En nuestro caso, además de cambiar el repetidor y ajustar cabidades (imprevisto), repasamos los coaxiales, sistema de alimentación y como no, el APRS que tan buenos resultados nos está dando. Hace ya mas de un año que decidimos construirle una antena Slim Cuco con protección de fibra de vidrio. El sistema funciona gracias a la colaboración de Radio Club Errante, URE Albacete y Cucos Team.


El mantenimiento es básico en nuestro cuarto de radio, instalación en el móvil y mas aún en nuestros repetidores y estaciones desatendidas. Nuestra comodidad no es determinante y esas labores deben llevarse a cabo aunque no nos apetezca o venga bien, un trabajo programado o un esfuerzo cuando tengamos la creencia que es necesario, será lo mas recomendable.

73